Un interesante artículo de Alexandre Docteur en Quelle Energie sobre cuál es el aislante menos caro a colocar en una vivienda.

Resumiendo:

El precio por m² no es el único factor a tener en cuenta, más es una buena resistencia a las condiciones climáticas para un aislamiento exterior y la facilidad de colocación.

Pero, sobre todo, justificar un aislamiento eficiente, es decir, una R= 5 m2.K/W que nos da un coeficiente U de 0,20 W/m².K (que representa un buen aislamiento).

De la tabla, se deduce que:

  • El aislante menos caro es la paja, pero su espesor es considerable, por lo que está reservada a viviendas nuevas.
  • Los aislantes más colocados en Francia son las lanas minerales: lana de roca o fibra de vidrio (equipa a más de un 75 % de los hogares franceses). Estos aislantes tienen una buena relación calidad-precio. Pero necesitan más cuidado en su colocación, requieren máscaras, y resisten muy mal la humedad y no soportan la compresión (reduciendo, por tanto, su poder aislante).
  • El aislante más adecuado para el exterior es la fibra de madera. Los paneles de lana de madera manejan bien la humedad de las paredes y no son impermeables al vapor de agua. Y son más duraderos.
  • El aislante más adecuado para los bajo cubiertas no habitables es la celulosa insuflada, ya que rellenan todos los huecos de manera homogénea, permitiendo una defensa eficaz contra las pérdidas de calor.

Cuanto más bajo es el valor de λ (coeficiente de conductividad térmica) menos espesor requiere. Pero si el presupuesto es limitado, es mejor aislar con un aislante mineral o sintético que aislar insuficientemente con un aislante natural, aunque, en estos tiempos, es necesario favorecer los aislantes naturales…

 

En:

http://www.quelleenergie.fr/magazine/economies-energie/comparatif-prixs-isolants-18495/