Los desastres causados por terremotos en Japón aumentan la demanda de soluciones de construcción antisísmicas. Es conocido que las estructuras de madera son eficientes en su comportamiento frente a los seísmos. Una enmienda a la ley de 2007 favorece el aumento del uso de la madera como material de construcción en edificios públicos. La empresa japonesa Teijin, en Tokio, desarrolla intensamente soluciones para la mejora estática de materiales híbridos de madera.

Concretamente, los investigadores están actualmente involucrados en el desarrollo de la fibra de carbono reforzado con madera de construcción. La madera laminada encolada es reforzada con Carbon Fiber Reinforced Wood (CFRW). Según el fabricante, se alcanzó el doble de la resistencia a la flexión debido a la capa de fibras de carbono en comparación con los productos convencionales.

Con el fin de ampliar el campo de aplicación del material para edificios de tamaño de pequeños a medianos, se está desarrollando un material compuesto de alto rendimiento, el Advanced Fiber Reinforced Wood (AFRW). Esto se logrará, entre otras cosas, por la adición de fibras de aramida. Estas consisten en poliamidas aromáticas y se caracterizan por una alta resistencia, buena amortiguación de las vibraciones y, también, son resistentes al calor y al fuego. Las aplicaciones más conocidas están en el campo de la seguridad, como en los chalecos antibalas.

©Teijin

MLE con AFRW ©Teijin